Caimel: ¡madres y lactantes protegidos!

Es una prioridad para la gestión municipal la protección de la familia, por eso se trabaja para que la mujer maracaibera viva un proceso de gestación con protagonismo, en condiciones armónicas, de bienestar y de respeto a la libre elección, lo que se conoce como el parto humanizado.

El Centro de Atención Integral de la Mujer Embarazada y el Lactante (Caimel) surgió con el objetivo de establecer protocolos de atención y vigilancia de la salud para la mujer durante el embarazo, parto, nacimiento del bebé y durante los 24 primeros meses de vida del lactante.

 

Ubicación

Caimel La Rotaria: en 2018 se inauguró esta sede, ubicada en la zona oeste de Maracaibo, específicamente en la carretera a La Concepción, antes de la Lagunita, parroquia Francisco Eugenio Bustamante.

Caimel Plaza de Todos: Durante 2019 se creó la segunda sede al noreste de la ciudad, en la av. Goajira, en los espacios de la Plaza de Todos.

 

¡Equipo sensibilizado!

El equipo multidisciplinario de esta institución está conformado por 177 servidores, entre los que se cuentan ginecólogos, pediatras, médicos generales, fisioterapeutas, nutricionistas, ecografistas, psicólogos, enfermeras, farmaceutas y trabajadores sociales.

En total, el Caimel de Plaza de Todos atiende 2020 gestantes y 1154 lactantes y el Caimel de La Rotaria, beneficia a 2546 embarazadas y 1846 infantes.

 

Beneficios

Medicamentos, los exámenes de laboratorio, el control prenatal y los ultrasonidos con equipos de alta tecnología para ver el desarrollo del bebé.

Canastillas con los implementos básicos.

Seguimiento nutricional de la gestante y el lactante.

Los centros cuentan con gimnasio, donde las gestantes practican ejercicios para alcanzar el parto psicoprofiláctico (cuando un bebé nace por la vía vaginal, sin anestesia). Lo ideal es promover el proceso natural, donde la mujer confía en su función reproductiva y en su equipo médico, a fin de darle la bienvenida al neonato en las mejores condiciones.

Coordinación y enlace con los diferentes centros de salud para garantizar una atención médica segura al momento del nacimiento; lo que incluye la asignación de insumos para el momento del parto o la cesárea, según cada caso.

Se cumple con el control de niño sano al lactante, durante sus dos primeros años.

En cuanto a la lactancia materna, se imparten charlas a las gestantes para educarlas en esta materia.

Atención psicológica para la gestante (si la amerita).

 

Programas

Uno de los programas más importantes es de alimentación Mamá y Bebé Sano, con asignación de provisiones o suplementos alimenticios.

El programa de salud sexual y reproductiva, para que se determinen métodos anticonceptivos según la necesidad de cada mujer.

El programa de formación, para que cada beneficiada aprenda un oficio que le permita reintegrarse a la vida productiva tras el proceso del parto.

 

Convenios con la UBV

Con la finalidad de ofrecer a las comunidades alternativas para la autogeneración de alimentos y en materia de educación, la Alcaldía Bolivariana de Maracaibo acordó con la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV), la realización de proyectos agro productivos y educativos, con el apoyo de consejos comunales y productores de la zona.

Entre los diferentes convenios, se contempla el financiamiento, por parte de la Dirección de Desarrollo Social, de más de 31 millones de bolívares para potenciar 13 hectáreas de la sede UBV Cacique Mara, para la producción de rubros de ciclo corto que respaldarán el programa Mamá y Bebé Sano, que funciona en los Caimel.

 

Los Caimel llegan a las comunidades

Ante la contingencia que enfrenta el país debido a la pandemia, la municipalidad trabaja en la extensión de las políticas de protección de la mujer embarazada y el lactante a las comunidades maracaiberas, a través de la aplicación de barridos organizados por los ejes territoriales.

Esta prueba piloto inició en 8 parroquias: San Isidro, Antonio Borjas Romero, Francisco Eugenio Bustamante, Raúl Leoni, Venancio Pulgar, Juana de Ávila e Idelfonso Vásquez, arrojando un resultado de 3 mil 500 embarazadas y 9 mil 500 lactantes que se atenderán de manera oportuna.

El anuncio fue hecho por la directora general de Desarrollo Social de la Alcaldía, Selene Estrach, quien realizó reuniones con los dirigentes de las ocho parroquias involucradas en esta primera fase, para brindar las directrices tanto para quienes recogen los datos de las mujeres, como para la asignación y futura capacitación de las Cuidadoras de la Maternidad.