En la Curva se siembra convivencia

La transformación de los espacios públicos en La Curva de Molina le ha permitido al gobierno municipal acercarse al pueblo, para ofrecer un nuevo plan de convivencia ciudadana y el ejercicio de una economía sana al servicio de todos.

La reflexión fue hecha por la presidenta del Concejo Municipal de Maracaibo, Jessy Gascón, quien está a cargo del reordenamiento comercial y urbano en La Curva de Molina.

Para Gascón, lo que ocurre en La Curva es el precedente de lo que viene para Maracaibo; lo que allí sucede lo calificó como la prueba de fuego, debido a que, luego de 40 años de ser un espacio caótico, el alcalde Willy Casanova y su gabinete intervienen en La Curva para consolidar la esperanza del nuevo plan de desarrollo urbano, en la puerta del oeste de Maracaibo.

Cogestión municipal

Como parte de las obras que se desarrollan en La Curva de Molina, Gascón dijo que a mediados de marzo finalizará la construcción de los 172 puestos correspondientes al primero de seis mercados, que serán inaugurados en La Curva de Molina. 

Su apertura se sincroniza con la entrega de no menos de 55 % de la intervención total de La Curva de Molina, 30 mil metros cuadrados que incluyen asfaltado, pavimento, aceras, brocales, aguas servidas, aguas blancas, gas, iluminación, fachadas y espacios públicos. 

Gascón expuso que de los 743 comerciantes identificados desde el inicio de la transformación el primero de enero, casi 500 gozan ya tienen expedientes concluidos para la protocolización de sus empresas, lo que les permitirá apegarse a las ordenanzas municipales y a la legalidad nacional. Al respecto, Gascón aseguró que los comerciantes de La Curva de Molina han asumido el compromiso de cumplir con sus deberes fiscales y formales.

A los comerciantes de La Curva de Molina también se les facilitó un plan de formación, con el apoyo del Instituto Municipal de Capacitación y Educación Ciudadana (Imcec) debido a que “hemos encontrado en ellos una gran habilidad para la administración, pero algunas debilidades en el ejercicio contable”, como explicó Gascón. “Tenemos como tarea desarrollar herramientas para una nueva economía”.

En un esfuerzo de cogestión para la construcción conjunta de los locales, los comerciantes entregaron un pago inicial, mientras que la Alcaldía de Maracaibo desarrolló un plan de pago semanal, además de disponer del terreno y parte de los materiales. También está asumiendo el 30% del costo de la construcción.

Por María Arellano
Oficina de Comunicación e información