Alcalde Casanova mejora condiciones laborales de sus trabajadores

Por Luis Parra
Oficina de Comunicación e Información

"Hace dos años, cuando llegamos a la Alcaldía de Maracaibo, nos encontramos con una serie de desatenciones con el personal, y nos pusimos como meta adecentar las relaciones de trabajo y buscar las formas y maneras de garantizar a los trabajadores un espacio digno para laborar".

Así lo dijo el alcalde bolivariano de Maracaibo, Willy Casanova, el 22 de enero en el Centro de Arte de Maracaibo Lía Bermúdez, donde se reunió con más de dos mil trabajadores del ayuntamiento, para dialogar sobre los avances en materia laboral.

Casanova destacó que es una prioridad el bienestar de los más de 9 mil hombres y mujeres que trabajan en la Alcaldía Bolivariana de Maracaibo, y sus instituciones adscritas, por lo que se ha brindado la atención y el apoyo que requieren en medio de la guerra económica que vive el país.

"Nosotros nos comprometimos y dijimos que jamás volverían a ser víctimas de humillaciones, vejaciones y maltratos. Que sus reivindicaciones serían respetadas, los salarios y aguinaldos mejorados. Hemos marcado la ruta y avanzado en algunos asuntos relevantes, pero todavía nos falta mucho por hacer. Lo que tenemos en mente para cada uno de ustedes es algo bonito", añadió Casanova.

Aseguró que la caja Clap será entregada en la última semana del mes de enero a cada trabajador de la alcaldía, como fue entregada en diciembre de 2019. Además, aseguró que está creando el mecanismo con el ministro de Alimentación, mayor general, Carlos Augusto Leal Tellería, para garantizar que esta ayuda llegue de manera mensual.

En la asamblea, Casanova hizo la entrega de los primeros uniformes y anunció la entrega, para el 23 de enero, de 3 mil 400 bolsos tricolor para aquellos trabajadores que tienen hijos en edad escolar.

Cabe destacar que en dos años de gestión se ha dignificado el espacio y el trabajo de cada hombre y mujer que labora en la Alcaldía Bolivariana de Maracaibo, a través de las mejoras de la tabla salarial y la suma del 20 % de la contratación colectiva.

También se dotó de uniformes e implementos laborales a un grupo importante de trabajadores, se asignó la jubilación y pensión de 652 trabajadores y trabajadoras, quienes tenían años esperando por este derecho laboral, y hasta la fecha se han pagado 936 prestaciones sociales.

De igual forma se beneficiaron 15 mil trabajadores, trabajadoras y familiares con la inauguración de Centros de Atención Primaria en Salud, la realización de mercados populares, donde se logró vender un aproximado de 30 toneladas de alimentos a precio justo, la distribución de más de 8 mil 600 cajas Clap y la entrega de 10 mil juguetes y 3 mil kit escolares.