Santa Rosa de Agua, bella y digna

Visitas: 18212

Algo mágico sucede en Santa Rosa de Agua. La comunidad palafítica se transforma para recuperar sus espacios públicos. Pesadas capas de desidia y olvido de gestiones anteriores desaparecen con cada obra de amor, que se desarrolla como parte del plan de rehabilitación integral del corredor vial de este sector, iniciado el 23 de febrero.

Con más de dos siglos de historia, este pueblo pesquero de la parroquia Coquivacoa, al norte de la ciudad, renace en 2021 repleto de entusiasmo y dignidad. Las aguas del Lago de Maracaibo bendicen a este asentamiento indígena añú y se llevan la desesperanza.

Ahora, Santa Rosa de Agua se pone bella y se convierte en un espacio para el buen vivir de sus 30 mil 200 habitantes. Las noches se iluminan, las playas de desechos y los sedimentos desaparecen, los niños tienen plazas para jugar, las calles se visten de asfalto y se reactiva la economía y el turismo.

“El trabajo va más allá de embellecer y retirar los desechos, que ya es una gran labor, se trata también de la transformación urbana y del modo de vida y de cómo nos relacionamos con el entorno”, dijo el alcalde Willy Casanova, quien trabaja para convertir Santa Rosa de Agua en un destino turístico por excelencia, para el disfrute de los maracaiberos y visitantes.

La Alcaldía Bolivariana de Maracaibo, a través de la Misión Venezuela Bella y el plan Maracaibo Bella, ejecuta esta intervención que contempla atención social e impulso económico con los planes Maracaibo para su gente y Maracaibo Produce.

La presidenta de la Misión Venezuela Bella, Jacqueline Faría, inspeccionó las obras junto al Alcalde

Nairi Baralt nació en el pueblo de agua hace 25 años. Se siente orgullosa de habitar este territorio con raíces indígenas. “Me parece muy bien lo que están haciendo. Gracias por devolverle la vida a mi sector”.


Arte, cultura y plazas

Definitivamente, Santa Rosa renace. Un imponente mural metálico de 24 metros cuadrados rinde homenaje a la mujer maternal y pescadora de esta comunidad.

Mural La abuela de pescadores"La abuela de pescadores” es el regalo visual que el artista plástico Francisco Verde entrega a la ciudad. Con esta obra, busca conectar la figura materna con los peces y con el Lago de Maracaibo, a través de fragmentos figurativos en colores caribeños y latinoamericanos, y con la incorporación de figuras de peces, de especies representativas del estuario zuliano.

El joven muralista zuliano, con estudios de arte en Florencia, le dio vida a bocetos que tenía desde hace algún tiempo, inspirado en su familia de Isla de Toas. En el mural emplea una técnica de pintura sobre hierro que le dará durabilidad a la pieza de al menos 20 años.

“Desde ya, esto debe ser considerado como un patrimonio cultural de la comunidad de Santa Rosa”, dijo la directora del Servicio Desconcentrado de Plazas y Parques (Sedepar), Mariel Benitez.

Plaza Gran Cacique NigaleOtro de los espacios públicos más vistosos de la zona es la renombrada plaza Gran Cacique Nigale, donde se sustituye la estatua del conquistador Américo Vespucio por la del héroe añú. Allí se pintarán murales, con colores e imágenes iconográficas del pueblo indígena.

Explicó Benitez que en esta plaza se instalaron 28 postes con 4 lámparas cada uno. “También se trabaja en el refrescamiento y modernización de todos los acabados de su infraestructura, pintura, recuperación de las bancas, arborización, además de la instalación de un gimnasio al aire libre”.

La plaza Santa Rosa de Lima es otro de los espacios públicos intervenidos y cuyas obras tienen un avance importante. Le sigue la plaza Comadrona Lucía Durán, la cual además tendrá un parque infantil. En las tres plazas, se rehabilitan las fachadas de las viviendas aledañas.

Trabajos en plaza


Obras urgentes y necesarias

Más de 250 trabajadores de la Alcaldía Bolivariana de Maracaibo hacen posible la transformación de Santa Rosa de Agua, que se inició con la evaluación y diagnóstico de las necesidades del sector.

El director general de Servicios Públicos, Roberto Rojas, sostuvo que se ejecutan obras clave para garantizar el buen vivir de la comunidad. En este sentido, informó que se recupera la línea principal de gas para restituir el servicio doméstico a 4.100 viviendas que dejarán atrás el uso de bombonas.

También se realiza mantenimiento correctivo en 2.200 metros de la red de distribución de gas, se sustituyen 14 válvulas, se corrigen fugas, se instalan acometidas y se instalan 14 tanquillas, conjuntamente con la Dirección de Infraestructura.

Mientras, de la mano con Hidrolago, se optimiza el servicio de agua potable con la reparación de una tubería de 4 pulgadas y la revisión de fugas menores. Igualmente, se recupera la estación de bombeo de aguas residuales y se realiza mantenimiento a los colectores y a instalaciones sanitarias internas de las viviendas. El plan incluye la construcción de bateas y soluciones de drenajes.

Para la canalización del cauce natural, toneladas de sedimentos y basura son extraídas del caño principal Ecos del Zulia y del caño Tirso.

Con barrido, poda, desmalezamiento y recolección diaria de desechos en la zona, se va dejando al descubierto el esplendor de la costa.

Limpieza manual


Más de 3 kilómetros de belleza 

Plaza iluminada“Eso que no vemos genera una labor importante que se realiza con mucho esmero para beneficiar a la mayor cantidad de familias, incluso en los sectores aledaños. Luego viene lo visible, como la iluminación, el reasfaltado y la demarcación”, señaló la directora general de Infraestructura, Alba Canquis.

Es así como luego de largas noches oscuras, Santa Rosa de Agua vuelve a brillar con 60 luminarias a lo largo del corredor vial. Roberto Rojas, de Servicios Públicos, añadió que a esto le sigue la puesta de un transformador en el sector y 40 lámparas en la comunidad Capitán Chico.

El embellecimiento se apodera rápidamente de todos los espacios. Ya se completó la escarificación o raspado en 7.000 metros cuadrados de superficie en 2.97 kilómetros de vialidad. Este trayecto recibe 5.150 toneladas de mezcla asfáltica.

En el recorrido, se construyen 32 metros cúbicos de aceras y brocales, mientras llega el momento de la demarcación, señalización vial y la puesta de 4.000 ojos de gato.

Las caminerías de madera y el puente también son restaurados. “Teníamos varios años sin ser atendidos en servicios como alumbrado, aseo urbano, gas. Veía con suma preocupación las orillas de nuestro Lago y costas llenas de basura”, comentó la ecologista y cultora popular añú Gretzy Atencio, quien abogó por la alfabetización ecológica y los encuentros culturales.

“Todo me parece perfecto. Hacen reparaciones, iluminan, limpian los caños… todo eso hacía falta para ayudar a esta comunidad. También deben reforzar la seguridad porque la delincuencia había acabado con la pesca”, manifestó por su parte el pescador David Almarza.

Nada queda por fuera en el plan de rescate de Santa Rosa de Agua. El abordaje se extiende hasta la iglesia, el colegio Jesús María Portillo, el Centro de Educación Inicial Negra Matea, el Consultorio Médico Popular Puntica de Piedra de Barrio Adentro I, la Cancha Bolivariana Rafael “Torpedo” Morán y la estación policial.


Participación 

“Santa Rosa es un compendio de saberes, de cultura, de ancestralidad. Es tan variada que va desde lo añú hasta lo afro”, refirió Heberto Ortega, jefe de la Coordinación de Identidad y Saberes Ancestrales de la Dirección de Pueblos y Comunidades Indígenas.

El maestro añú recordó que su pueblo abraza el canto de la décima, expresión literaria en la que destacan los hermanos Jesús Rosario Ortega "Chevoche” y el “Indio” Miguel Ortega, poetas de inspiración popular nacidos en Santa Rosa de Agua.

Esta forma de hacer poesía convive con la gaita a Santa Lucía y el sonido de los chimbangles a San Benito, “y también con las técnicas de pesca que son propias de mi pueblo y la construcción de nuestras viviendas que siguen teniendo nuestra marca de originalidad”, dijo la autoridad.

Este bagaje cultural enriquece la participación de la ciudadanía de Santa Rosa de Agua que interviene con su conocimiento en la recuperación de la identidad de su pueblo y del espacio físico para darle vida de nuevo.


Impulso económico

En cuanto a la reactivación del turismo, la gastronomía y la recreación familiar, la Alcaldía construye una ruta de trabajo con comerciantes y pescadores.

En este sentido, se ofrecerá un plan de capacitación, formalización y captación de nuevos contribuyentes, informó el director general de Desarrollo Económico, Daniel Boza.

La estrategia comprende un plan de convenios de pagos, de bancarización y financiamiento para los microemprendedores, además de reimpulsar en la zona la producción de 3 mil kilos de pescado.

Mariel Benítez indicó que también están previstas acciones de formación en el área de turismo para la comunidad y los comerciantes. Alba Canquis añadió que se desarrollan proyectos para reactivar el turismo que involucran restaurantes y prácticas de cabotaje con cayac, entre otras ideas promovidas por los mismos habitantes.

La directora municipal de Turismo, Michelle Mendoza, indicó que la intervención integral que se realiza en Santa Rosa de Agua le devolverá la esencia turística a la zona. “Esto implica tener espacios públicos iluminados, seguros y diseñados para generar oportunidades a la ciudadanía”.

El pescador José Blanco confía en que su restaurante Divina Misericordia vuelva a deleitar a los comensales con las mejores empanadas de mojito y las sopas de pescado. “Por la inseguridad tuvimos que cerrar. Somos familias humildes, somos pescadores, queremos salir adelante. Esto está caminando, teníamos años que no veíamos la plaza así de bonita”.

 

Si queréis ver más imágenes del avance en Santa Rosa de Agua, dale clic sobre la siguiente imagen:

Por la Oficina de Comunicación e Información
Alcaldía Bolivariana de Maracaibo

Compartir: